El valor de la marca Google

En estos momentos de incertidumbre económica, la gente quiere respuestas; un motivo quizá por el que el valor de la marca Google crece con rapidez mientras los de los bancos se hunden.

Según el estudio de marcas internacionales realizado por Interbrand, el valor de la marca Google experimentó un incremento del 25% –hasta 31.900 millones de dólares– desde el año anterior, siendo el mayor incremento del año.

Esta es la primera vez que cae el valor total de las 100 principales marcas a nivel mundial, con una caída de un 4,6%, hasta 1.150 billones de dólares.
Las dos marcas más valiosas del mundo continúan siendo Coca Cola e IBM.

En un año en el que algunos bancos pasaron a estar bajo control del gobierno y otros lucharon desesperadamente por evitar la quiebra, el valor de las marcas financieras cayó en picado.

El valor de la marca Citi cayó un 49% hasta los 10.200 millones de dólares, mientras el de UBS cayó un 50% hasta los 4.300 millones de dólares. El valor de la marca American Express cayó un 32% hasta los 14.900 millones de libras y el de Morgan Stanley un 26% hasta los 6.390 millones de dólares.

Las compañías automovilísticas, que luchan por fabricar coches que la gente quiera comprar en estos tiempos difíciles, también se han visto duramente golpeadas. Toyota, Mercedes Benz, BMW, Volkswagen y Porsche; todas ellas han visto descender sus valores de marca.

"Algunas marcas históricamente valiosas y que normalmente se asocian a estabilidad y aumentos, han experimentado un mal año", señaló Interbrand, aludiendo al pobre rendimiento de las marcas de coches y bancos.

Las marcas que obtuvieron peores resultados fueron las que parecieron tener negocios “fundamentalmente quebrados”, una categoría en la que se incluyó UBS, añadió.

Las épocas económicas más duras pueden llevar a la gente a reevaluar "la naturaleza de las relaciones que tenemos con las marcas y, por tanto, en qué medida confiamos en que las marcas cumplan lo que se espera de ellas". señaló Jez Frampton, director ejecutivo de Interbrand.

"Las marcas son promesas que apreciamos y por las que estamos dispuestos a pagar y si sentimos que esas promesas se han roto, somos menos propensos a confiar".
Pero algunas marcas son resistentes a la recesión. Aunque los consumidores pueden tener menos dinero para comprar productos con un precio elevado, como los coches, y su desconfianza con respecto a los banco ha aumentado, todavía tienen suficientes monedas en sus bolsillos para Coca Cola, McDonalds, Gillette o H&M.

Y las marcas más caras –las que hablan de lujo para unos cuantos, con nombres como Gucci, Prada, Louis Vuitton y Hermes– se mantuvieron, experimentando una caída inferior a la media, que fue de un 5%.(Fuente: BBC Business)

0 comentarios: